¿Qué 4 cosas hacer inmediatamente después de entrenar?

December 14, 2017

 

Todos andamos ocupados y, para algunos de nosotros, esa hora de entrenamiento es el único momento del día que tenemos para ocuparnos de nuestro bienestar. Sin embargo, hay algunas cosas que – sin duda alguna – deberías considerar y cumplir inmediatamente después de entrenar para crecer atléticamente.

1. CONSUME UN LICUADO POST ENTRENAMIENTO

Específicamente: Toma tu proteína. No necesariamente un suplemento en polvo; pero asegúrate de consumir proteína inmediatamente después de entrenar.

Cuando una rutina se termina, tus músculos están destruidos, adoloridos y llorando por proteína para ayudarlos a recuperarse (Por eso es que entrenar duele tanto).

Para contrarrestar ese rompimiento protéico, consume una buena cantidad de gramos de proteína de rápida asimilación. Existe una ventana de aproximadamente 25 minutos a partir del momento en el que terminas de entrenar para consumir el licuado que te ayudará a maximizar la síntesis de proteína en tu organismo.

 


2. INGIERE CARBOHIDRATOS, TAMBIÉN

Es útil consumir carbohidratos después de entrenar; ya que estos reponen el glucógeno que se gastó al entrenar.

El glucógeno la forma química de carbohidratos que tus músculos almacenan. Cuando haces deporte y te esfuerzas, tu organismo utiliza glucógeno como su fuente de combustible.

Este químico también es importante porque ayuda a incrementar el volumen celular de tus músculos y la cantidad de fibra en ellos.

Por eso, recuerda que siempre hay algo de que beneficiarse al comer un poco de arroz, papas o plátanos después de una fuerte rutina.

 


3. ENFRÍATE Y ESTÍRATE

Tu recuperación debería comenzar antes de irte a casa o al trabajo. Apenas termines de entrenar, piensa en seguir moviendote; aunque en un ritmo mucho menor. Hacer esto ayudará a tu corazón a regresar a un nivel de descanso.

De lo contrario, tu corazón bajará su ritmo de una manera muy abrupta; y toda esa sangre que fue transportada a tus músculos se quedará ahí. Los efectos de esta situación incluyen mareos, malestar e incluso desmayos.

Con tu ritmo cardiaco ya bajando, preocúpate en estirarte. Tus músculos se encuentran calientes y óptimos para alcanzar nuevos niveles de flexibilidad.

Por último, enfriarse y estirarse juegan un papel importantísimo al minimizar los dolores post ejercicio que todos los que entrenamos intensamente conocemos.

 


4. TOMA MUCHO AGUA

Dos cosas: Necesitas agua para existir (Tu cuerpo es 60% agua). Y necesitas consumir bastante agua a lo largo del día para evitar deshidratarte.

De hecho, en una hora de ejercicio, tu cuerpo puede perder más que un cuarto del agua que contiene; dependiendo de la intensidad de la rutina y de la temperatura del ambiente.

Así que es esencial que llenes tus depósitos de agua tan pronto como puedas. 

Obtener suficiente agua apoya a tu organismo a recuperarse; ya que nivela el balance de electrolitos del mismo. Tu cuerpo pierde electrolitos a través del sudor. Si no haces nada para arreglar tal desbalance, podrías sufrir de calambres, fatiga excesiva, náuseas e, incluso, confusión mental.

Además, si no haces nada para arreglar tal escenario, tus músculos podrían sentirse muy cansados y adoloridos durante la siguiente rutina de entrenamiento.

Please reload

Artículos Recientes

Please reload

Artículos Relacionados

Please reload

Archivo

Please reload

DIRECCIÓN

Urb. Santo Domingo L2-A,
Jose Luis Bustamante y Rivero,
Arequipa,
Perú.

CONTACTO

960 281 468

SEGUIR

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube